Battle on middle east for Eagle Warriors

ENCUENTRO29.COM




 

 

"Todos debemos hacer un enorme sacrificio, porque el Estado lo reclama en estos momentos difíciles": Amador Rodríguez Lozano, Secretario General de Gobierno.

 

MEXICALI, B.C., 27 de mayo de 2020.- El Gobernador de Baja California, Jaime Bonilla Valdez, a través de la Secretaría General de Gobierno (SGG) envió al Congreso del Estado una iniciativa para reducir en un 52 por ciento el financiamiento a los partidos políticos y así reorientar estos recursos, durante esta contingencia sanitaria provocada por la pandemia del Covid 19.

 

Así lo confirmó el Titular de la SGG, Amador Rodríguez Lozano, quien comentó que el espíritu de esta iniciativa es apoyar a los ciudadanos, en el marco de esta contingencia sanitaria de orden mundial: "Todos debemos hacer un enorme sacrificio, porque el Estado lo reclama en estos momentos difíciles, Baja California es de los estados más afectados y esta iniciativa tiene el ánimo de encontrar mayores recursos, para hacer frente al terrible problema del coronavirus".

 

Rodríguez Lozano dijo que esta reducción del 52% al financiamiento de los partidos políticos, de aprobarlo el Congreso del Estado, representaría casi 74 millones de pesos, que en lugar de servir en campañas políticas ahora será destinado para los grandes problemas que enfrenta el estado como son la pandemia, y la necesidad de relanzar la economía del estado, al finalizar la misma.

 

"Seguramente esta iniciativa tendrá la comprensión de los partidos políticos porque ellos están conscientes que el estado en estos momentos requiere un sacrificio de todos para enfrentar los problemas, la gente lo reclama en estos momentos difíciles", dijo el Secretario General de Gobierno.

 

El funcionario estatal dijo que la presente administración estatal recibió deuda por el orden de los 32 mil millones de pesos y tuvo que hacer reducciones drásticas al presupuesto que incluyeron acciones tales como compactar el aparato gubernamental, reduciendo de 18 a 13 secretarias de estado, desaparecieron 30 subsecretarias y adicionalmente se eliminaron viáticos y gastos de restaurantes, todo con el propósito de ahorrar y dedicar ese dinero a los ciudadanos.

 

Asimismo, Rodríguez Lozano anunció que el Gobernador Jaime Bonilla, propuso reducir entre un 15 y un 20 por ciento más el actual presupuesto público, haciendo un esfuerzo para que sea más austero el gobierno, lo que se ha traducido en mayores beneficios a la ciudadanía tales como la entrega de más de un millón de despensas, las cuales diariamente son 30 mil despensas que se le dan a los ciudadanos, las cuales casi 3 millones de pesos diarios, finalizó diciendo el funcionario.

MOREN AEN EL CONGRESO PIDE LO MISMO

Las diputadas Montserrat Caballero Ramírez y Miriam Elizabeth Cano Núñez, así como el diputado Juan Manuel Molina García presentaron en Oficialía de Partes del Congreso local, a nombre propio y de la fracción parlamentaria de Morena, una iniciativa para reformar los artículos 42 y 43 de la Ley de Partidos Políticos del Estado, con la finalidad de que se reduzca a la mitad, es decir 50 por ciento, el financiamiento otorgado a los partidos políticos de Baja California.

    En su exposición de motivos, los inicialistas mencionaron que "el escenario económico regional que actualmente vivimos y acentuado por el origen de la pandemia mundial Covid-19, exige que el Gobierno de Baja California tome una serie de medidas para hacer frente al plano financiero, lo que implica promover modificaciones a la legislación estatal, y en el caso particular, se estima necesario reformar los artículos 42 y 43 de la Ley de Partidos Políticos, con el objeto de replantear la fórmula de cálculo del financiamiento público de los partidos políticos para reducirlo al 50 ciento".

Dieron a conocer que en los últimos seis ejercicios fiscales, se tiene el registro de que los partidos políticos en Baja California recibieron, en su conjunto, de financiamiento público la cantidad de 937 millones 881 mil 421.90 pesos.

Argumentaron que "la ciudadanía busca incansablemente alternativas que permitan en cada momento un mejor desarrollo humano y social, y a la vez que tengan un sentido de transformación en la vida pública de nuestra Entidad. Por ello, es nuestra responsabilidad velar en todo momento por el cuidado de la distribución equitativa y eficiente de los recursos públicos, los cuales deben de destinarse a políticas, programas y acciones encaminadas a generar bienestar social entre la población".

Agregaron que se publicó el 27 de marzo de 2020, el decreto de reforma al artículo 5 de la Constitución Política del Estado, mediante el cual se incorporó como principio rector de la función pública electoral el de "austeridad", lo que conlleva a que no solo las autoridades electorales ejerzan sus funciones y atribuciones bajo este principio, sino que también los partidos políticos coadyuven en su cumplimiento.

En ese sentido, explicaron que consideran oportuno en este momento buscar alternativas que permitan hacer eficiente el gasto público en materia electoral, bajo este principio de austeridad; por tanto, indicaron que su propuesta redefine el financiamiento público de los partidos políticos nacionales en la Entidad, con el fin de garantizar, por una parte, el acceso a ese derecho y, por otra, con estricto apego a las condiciones socioeconómicas en las que impera actualmente Baja California, y en general del país.

"El Proyecto de Nación propuesto por Morena se basa en la ejecución austera, responsable y honesta del gasto público principalmente, evitando los desvíos y dispendios que antes caracterizaban al ejercicio de gobierno y que ya no puede seguir sucediendo, por lo que debemos reorientar y reasignar el presupuesto para financiar proyectos de infraestructura con impacto regional, a reactivar la economía y a financiar programas sociales prioritarios". 

Por ello, los inicialistas subrayaron la necesidad de continuar con la generación de propuestas que permitan actualizar y modificar la legislación local bajo criterios de justicia social, desarrollo productivo y correcto uso del gasto público, al tiempo de hacer más eficiente su manejo mediante criterios de disciplina financiera, racionalidad y austeridad.


COMENTARIOS